jueves , febrero 9 2023

«Calavera no chilla decía mi abuela» «El intendente se durmió en otra reunión de trabajo»

Lejos de inmiscuirnos en la «vida privada» del intendente de la ciudad de Tartagal, al igual que de cualquier otro funcionario público, en dónde, debe existir un límite infranqueable entre su vida publica y lo privado de ella. Es importante hacer está aclaración, ante los rumores que se dispersan por las redes, sobre distintas situaciónes, como reuniones de trasnoche, o incluso la polémica sobre aquella foto, dónde al intendente, se lo observa con el torso desnudo en la intimidad de su casa. Hecho del que tampoco nos compete opinar.

Sí, lo haremos en el contexto de su labor como máxima autoridad de esta ciudad, en dónde Mimessi es un administrador de los recursos de todos los Tartagalenses, por lo tanto debemos exigir, el máximo de su potencial, para cuidar nuestros recursos y representarnos ante otros organismos y niveles superiores de Gobierno. Ante quienes deben tenés la mejor impresión de nuestros gobernantes, por qué es a través de su imagen que nos juzgan al resto de la sociedad.

En los últimos días se filtró desde una fuente del gobierno, una foto de una reunión de trabajo via zoom, entre el Intendente Mario Mimessi, funcionarios del Gobierno Provincial y otros organismos, en dónde el tema central, fué: «como reactivar la economía de los comercios y las PyMEs en la ciudad de Tartagal, frente a crisis planteada por la Pandemia». Para la sorpresa de los funcionarios y los miembros de otros organismos que estaban presente en esa reunión. El intendente de Tartagal se quedó dormido, durante la misma, por lo cual no pudo escuchar el tema central hablado en la reunión, por lo tanto, tampoco pudo dejar una opinión sobre el tema. Según esta fuente, «no sería la primera vez que sucede»…

La economía atraviesa un momento crítico. En nuestra ciudad se observan decenas de locales cerrados, comercios que quebraron durante la pandemia y esto exige un compromiso mayor por parte de nuestros representantes. Insistimos en la idea de que la vida privada de los funcionarios, no debe ser del interés público, salvo que sus actos, interfieran con el desarrollo de su labor como representante del pueblo. En este caso, la labor de nuestro intendente, quien a decir verdad, no goza de una relación fluida con la mayoría de los comerciantes, al menos con quienes no se muestran de acuerdo con sus decisiones y a muchos de ellos, les clausuraron sus locales, a la vez que otros fueron multados severamente.

Check Also

Repudio de ADIUNSa «El Gobierno de Salta aplicará mano dura a las protestas sociales»

La Comisión Directiva de ADIUNSa repudia enérgicamente el Decreto Provincial Nº 91 donde se aprueba …